04 octubre, 2010

Trasfondos mágicos: Castillo de Falkenstein (parte 2)


El otro día me propuse enseñaros cómo con el trasfondo adecuado es posible jugar en un entorno mágico sin tener que recurrir a reglas adicionales. En el artículo anterior detallé en qué consiste la magia y cómo trabajar con ella, pero ese trasfondo por sí solo no nos da el nivel de detalle suficiente. Demasiadas lagunas todavía, demasiadas dudas que no harían sino detener el juego para discutir sobre cómo hacer las cosas. Pues bien, a ver si hoy puedo llenar esos huecos. Pero no voy a hablar más sobre la magia en sí, sino sobre una orden de hechicería perteneciente a ese mismo trasfondo:
LA HERMANDAD ILUMINADA DE BAVIERA:
Los antiguos Illuminatti eran adeptos a la magia del siglo XV europeo, vinculados a los francmasones y los rosacruces de la época y dedicados a promover el desarrollo intelectual. La orden actual, fundada en Bavaria en 1776, se dedica a la promoción del dominio del Arte y a la propagación de principios gubernamentales y sociales ilustrados. Como la hermandad hace ésto mediante sutiles manipulaciones de los acontecimientos, no es sorprendente que haya sido suprimida varias veces a lo largo de la historia. Sus actividades también entran en conflicto con las de su enemigo jurado, la Orden Hermética del Alba Dorada, quienes creen en la supremacía intelectual y buscan el poder en beneficio propio.
El símbolo de la hermanda es un ojo sin párpado dentro de una pirámide, lo que refleja sus vínculos con los antiguos templos de Egipto y Mesopotamia en los que nació ésta orden. Los miembso de la misma se reconocen por los ojos de los anillos piramidales que cada uno de ellos lleva en la mano derecha. Sus atuendos rituales son largas túnicas grises sin adornos, ya que la ostentación del símbolo queda relegada solo a los rituales más importantes. Por norma general la hermandad no tiene sedes sino que se reúnen en clubs privados o en sus hogares. Los iluminados apoyan la educación y el conocimiento como un recurso destinado al bien común, y procuran tener miembros destacados en universidades y colegios.
Con respecto a sus principales estudios mágicos, la hermandad es famosa por su profundo conocimiento de las hebras y nudos de energía mental: sus adeptos suelen implantar sugestiones, recuerdos o incluso llegar a domeñar la voluntad de sus opositores o alterar profundamente su memoria cuando la situación lo requiere. No tan conocidos son sus conocimientos para el viaje a través del espacio y mas allá: los conocimientos de la hermandad sobre lo que llaman nudos cardinales les permiten abrir fisuras en el contínuo espacial de tal forma que pueden viajar instantáneamente a cualquier sitio del mundo, e incluso al reino de las hadas y otros más lejanos.
Teníamos detallada la naturaleza de la magia y su funcionamiento general, y ahora hemos hecho zoom a una de las órdenes de hechicería de Falkenstein. Ahora tenemos un nuevo trasfondo rico en detalles que delimita el uso de la magia hasta un punto en que por fin es jugable. Y sin reglas adicionales, que es lo más importante.

1 comentario:

Khazike Khashondo dijo...

Un aplauso. Una vez tenemos el trasfondo mágico sólo hace falta un personaje con un rasgo como "hermano iluminado" para hacer magia. Y si un tipo de hechizos se le dan mejor que otros ya vendrá en su trasfondo de personaje y podrá sacar ventaja.