03 octubre, 2010

El Equipaje


Hoy toca artículo chorras, que es domingo y no tenemos la cabeza para ponernos a pensar. Vosotros lo pedísteis, y aquí lo tenéis:
El Equipaje es sin duda un poderoso artefacto mágico. Fabricado en madera de peral sabio, tiene forma de baúl de cuya base salen cientos de pequeños pies que le permiten desplazarse. Su interior parece desafiar las leyes del espacio, siendo incluso posible que sea una puerta a distintas dimensiones; su propietario puede abrirlo y encontrarse todos sus enseres, o solo aquellos que necesita, o puede meter su ropa sucia para, al volver a abrirlo, encontrársela limpia, planchada y con un ligero olor a lavanda. El Equipaje seguirá a su propietario fielmente, incansablemente, inexorablemente, sin importar dónde se encuentre éste. Incluso si el propietario se extravía entre dimensiones, el Equipaje será capaz de llegar hasta él. También protegerá con fiereza a su propietario de todo peligro, aunque ésto más bien se deba a que en realidad el Equipaje tiene la mentalidad de un maníaco homicida en potencia. Es virtualmente indestructible y totalmente impermeable a la magia.
Con semejante currículum, ¿creéis necesario asignarle rasgos a la criatura?¿Y cuáles serían éstos? Os lo pregunto porque yo tengo mis serias dudas, que conste.

4 comentarios:

Khazike Khashondo dijo...

Se le podrían aplicar rasgos, si bien es cierto que no sería totalmente necesario... Todavía no se ha visto al equipaje perder una pelea, si es indestructible es indestructible y ya está y poco más hay de donde puedan sacarse rasgos.

Aured dijo...

No obstante, y por equilibrar algo a semejante máquina de matar, yo añadiría al trasfondo el hecho de que como cualquier otro equipaje tiene cierta tendencia a extraviarse aunque siempre acabe encontrando a su dueño.

Khazike Khashondo dijo...

Muy cierto, así se convierte en una herramienta para que el director decida cuándo las cosas se ponen más sencillas. xD

Eldaniel dijo...

Pues es verdad. Je, el Equipaje es más que un personaje, es un recurso narrativo...